Antiguo, pero moderno y superdeportivo: así es este Porsche de los ‘80 con motor V6 biturbo

La combinación de lo clásico y lo moderno no es algo de todos los días en el mundo del automovilismo, pero siempre resulta en creaciones sorprendentes que, lejos de pasar inadvertidas, se convierten en históricas. Este es el caso de un proyecto que presenta un Porsche 930 Turbo de los ‘80 equipado con un motor V6 biturbo de Fórmula 1. 

Explicado de forma concreta, un Porche de hace 40 años cuenta uno de los propulsores más potentes de la actualidad, lo que lo transforma en un verdadero deportivo. Así, hará su debut en el Festival de Velocidad de Goodwood de 2024 que se llevará a cabo entre el 11 y 14 de julio.

Así es ahora un Porsche 930 de los '80

Rendir tributo a los campeonatos de McLaren en los 80, el objetivo

Lanzante, la compañía británica que se dedica a la restauración y creación de automóviles únicos, convirtió a este Porsche 930 en un verdadero deportivo para conmemorar los tres títulos consecutivos obtenidos por McLaren durante la década de 1980. 

Este tributo se manifiesta en el Championship, una versión mejorada del TAG Turbo de Lanzante. Se trata de una edición especial que fusiona el icónico 911 de los ‘80 con un motor V6 biturbo de Fórmula 1, fabricado por Porsche y TAG, que en su época fue la clave del éxito de McLaren.

Asimismo, la ingeniería detrás de este Porsche 930 Turbo es de primera clase. Con una tecnología derivada directamente de los deportes de motor y el uso extensivo de fibra de carbono, el peso del vehículo se redujo a 920 kilos. Esto representa un ahorro de más de 430 en comparación con el 930 Turbo original, lo que optimiza su rendimiento y manejo.

Porsche 930 Turbo con 634 CV

El motor de Fórmula 1, el protagonista de la transformación

Más allá del aspecto exterior, lo más relevante de este Porsche 930 se encuentra en el propulsor TAG TTE P01 V6 biturbo de 1.5 litros, el cual consiguió tres títulos mundiales consecutivos para McLaren con los legendarios pilotos Niki Lauda y Alain Prost. Por esta razón, se lo considera una joya de la industria. 

A su vez, estas unidades de motor de los años ‘80 han sido rediseñadas y reconstruidas por Cosworth, contando con la certificación de la firma británica. Las mejoras en el motor incluyen todo lo siguiente:

  • Nuevos pistones, bielas, válvulas y muelles de válvulas
  • Levas revisadas y optimizadas
  • Instalación de una nueva caja de aire para optimizar la refrigeración
  • Incorporación de sistema de escapes
  • Dos turbos de titanio para la máxima potenciación y rendimiento
  • Sistema de frenos carbocerámico personalizado
  • Caja de cambios personalizada de seis velocidades

Gracias a estas modificaciones, el motor es capaz de acelerar hasta las 10250 rpm y entregar un total de 634 CV. Además, continúa siendo legal para circular por las carreteras y funciona con combustible normal.

Un Porsche 930 original

Diseño ligero y moderno de este Porsche 930 Turbo

El uso de fibra de carbono contribuye a la mencionada reducción de peso, al mismo tiempo que moderniza el aspecto del vehículo. De hecho, es lo que explica por qué luce clásico y reciente en simultáneo y con una impronta única.

Cabe destacar que el acabado exterior del coche también recibió una atención especial. La pintura está inspirada en el diseño del casco de Alain Prost de 1985, mientras que los parachoques poseen carbono expuesto en lugar del tradicional acabado de goma. 

Por su parte, las llantas de magnesio y carbono de 18 pulgadas, fabricadas por Dymag como las originales, están equipadas con neumáticos Michelin Pilot Sport 4. De esta forma, sumado al nuevo sistema de frenos, garantizan una adherencia y rendimiento excepcionales. El próximo paso es disfrutar de este Porsche en el Festival de Velocidad de Goodwood de julio.